miércoles, 20 de mayo de 2009

Fuentes de la Alhambra

Ya vuelvo a este vuestro sitio con nuevas imágenes. En el día de hoy hablaré de la Alhambra, pero desde el punto de vista de algunas de sus fuentes, porque el agua era algo muy importante para los moradores de este maravilloso sitio.
El agua llegaba a través de la Acequia Real al recinto y provenía de Fuente Grande, que actualmente está en la población de Alfacar y aún se puede ver, es bonita e impresiona.
En la Alhambra el agua se puede ver desde dos puntos de vista distintos, de una forma tranquila, como el agua de los distintos estanques que hacen como de espejo para doblar la belleza de las estancias y ver el reflejo del sol en las paredes, y otra forma es la del sonido, un sonido relajante que parece provenir del edificio y que invita a la reflexión y la meditación, te transportan a un paraíso terrenal.
Pues sobre el agua tratará la visita. Ésta fue realizada el domingo 17 a través del programa "La Alhambra Más Cerca", que permite visitar el conjunto gratuitamente todos los domingos para los residentes en la provincia de Granada, previa reserva en el Corral del Carbón presentando el DNI y posteriormente se recogen las entradas en una puerta lateral del Pabellón de Entrada de la Alhambra.
Hicimos el recorrido habitual, gatita y yo ;), pero sin pasar por el Generalife esta vez, ya volveremos otro día. El recorrido se resume en esta imagen tomada en el Google Earth a través de un programa que tengo en el móvil, para ver por curiosidad el recorrido y el total de distancia, que fueron unos 5 kilómetros y pico, y eso que no lo vimos todo.


Al comenzar nos dimos cuenta que ha cambiado la forma de entrar en los Palacios, ya no se hace directamente a través del Mexuar si no a través del Patio de Machuca, justo a un lado, y desde ahí ya se entra en el Mexuar. En este patio encontramos la primera fuente, con este aspecto:


Ya pasamos al interior de los Palacios Nazaríes y encontramos la siguiente fuente, en el Patio del Cuarto Dorado:

Llegamos al Patio de los Arrayanes o de Comares y nos encontramos con uno de sus habitantes, es una pena que no sea consciente de lo afortunado que es al poder ver todos los días la Alhambra.


Aquí tenemos otra perspectiva del mismo patio pero mirando hacia una esquina, desde donde se ve la Iglesia de Santa María de la Alhambra. En este patio si hay suerte y no hay demasiada gente, cosa rara, se puede disfrutar una gran tranquilidad y del canto de los pajarillos mientras miramos los peces de colores del estanque.


Desde aquí llegamos al Patio de los Leones, pero como se encuentra en rehabilitación no he tomado ninguna foto, aunque es la fuente más importante y la que le da nombre al Palacio. Llegamos al Partal donde se encuentran más habitantes de la Alhambra. Podríamos pasar horas sentados en los bancos disfrutando de la vista y del ambiente tan relajante que hay.


Mirando a través del pequeño surtidor podemos descubrir otro punto de vista de la zona. El sonido del agua saltando alegremente nos transmite una gran tranquilidad y nos transporta a otra época, donde no corría el tiempo tan veloz como ahora y se disfrutaban de los pequeños placeres que nos brindaba la Alhambra.



Siguiendo el recorrido pasamos por arriba de la zona del Partal y nos encontramos esta bonita vista:


Qué calma y qué tranquilidad transmite ese agua placentera. Dan ganas de no moverse y disfrutar de los reflejos llenos de color que poseen.
Esta vista pertenece al Parador de Turismo de San Francisco, un precioso lugar donde tomar un pequeño refrigerio en el paseo por el recinto, sobre todo sentarse en su patio exterior, con la fuente corriendo y la vista del Generalife de fondo.


¿Qué os ha parecido la visita? Espero que os haya gustado y que os den ganas de volver a disfrutar de este mágico monumento o de intentar ir a verlo por primera vez, seguro que repetís.
Pues hasta aquí este pequeño recorrido por el lugar donde la magia se respira en cada rincón.
Un saludo a tod@s y hasta la próxima visita.

2 comentarios:

Común dijo...

Hola!!!!!!

Cuantos lugares lindos tenemos en el mundo, cuidarlos es nuestro deber y disfrutarlo nuestro derecho.
Que pases un buen fin de semana.
Te invito a conocer un lugar lindo con sus personas comunes.

Un besote y abrazo de oso.

Juan T.A. dijo...

El agua, esa sangre que riega la Alhambra y sin cuya presencia la magia del recinto no sería tanta.
Preciosa colección de fotos.
Saludos

Related Posts with Thumbnails